Judiciales y Policiales
Durante una carrera a la que asistió Colombi

Procesados por la muerte de una yegua en el Club Hípico de Goya

Los imputados Sand y Gómez fueron procesados como coautores del delito de dopaje de animal agravado por utilización de estupefacientes.

El día en que “Doña Fantasía”, la yegua, murió, el ex gobernador Ricardo Colombi posaba con jockeys y aficionados a las cuadreras, rodeado de cincuenta policías que lo custodiaban.

Fue en el Club Hípico de Goya donde, durante un procedimiento policial ordenado por un juez federal de la provincia de Santa Fe, hallaron fardos de marihuana. 

En ese momento, Colombi estaba en la ciudad -probablemente- con los mismos cincuenta policías que lo cuidaban, pero intentando evitar que detengan a dos narcos quienes, según se sospechaba, cuidaban caballos de cuadreras y almacenaban en las caballerizas la droga que luego vendían a otra provincia y a kioscos de la ciudad. 

La jornada en la que la potranca cayó fulminada por una sobredosis de drogas, hubo una denuncia penal contra los encargados de cuidarla.

La  causa tuvo una resolución esta semana cuando el juez Darío Alejandro Ortiz, titular del Juzgado de Instrucción y Correccional 3 de Goya, dictó el procesamiento con prisión preventiva para seis hombres encargados de cuidar a la hembra equina.

Los involucrados en la muerte de una yegua están acusados de suministrarle estupefacientes antes de una carrera clandestina.

El magistrado, en consecuencia, decretó la prisión preventiva sin hacerla efectiva porque los procesados ya habían recibido el beneficio de la eximición de prisión de oficio bajo caución juratoria. 

Según informó el Superior Tribunal de Justicia de la provincia “al margen de la dificultad en la determinación de quien procedió a suministrar las sustancias estimulantes al animal antes de la competencia (sin importar por qué vía), puede afirmarse que Raúl César Sand (propietario y/o encargado del animal) y Juan Rolando Gómez (jinete), en contacto directo con la yegua “Dona Fantasía” e interesados en que ganara atento a las apuestas realizadas, lo hicieron para modificar la aptitud o rendimiento del equino, provocando su colapso durante la carrera, a metros de la largada”, explicó el magistrado en el auto de procesamiento. 

Los imputados Sand y Gómez fueron procesados como coautores del delito de dopaje de animal agravado por utilización de estupefacientes.  

El juez también consideró que había indicios suficientes para incriminar a Alfredo González, Armando Jaime, Germán Díaz y Diego Chapero en carácter de partícipes necesarios, al facilitar la organización del evento sin control en orden al dopaje de los equinos, lo que en el caso de estos cuatro configura en paralelo como delito de apuestas ilegales. 

En tanto, el futbolista José “Pepe” Sand y otros dos hombres quedaron sobreseídos.

Lectores: 219