Interior
San Isidro

Preocupación por la inminente caída de un puente inaugurado hace menos de siete años

  • Ricardo Colombi, en la inauguración de la vía de tránsito en 2011.
    Foto 1 de 2
  • Ignacio Osella, actual intendente de Goya, en la inauguración había prometido que la solución sería definitiva
    Foto 2 de 2

Un puente inaugurado por el gobierno correntino hace menos de siete años está a punto de derrumbarse, y pone en riesgo de aislamiento a una amplia zona del sur provincial.

El paso se encuentra sobre el arroyo Rosales, en el paraje Tres Bocas, dependiente de la localidad de San Isidro, al sur del departamento de Goya.

Debido a la falta de mantenimiento, este puente tiende a ceder ya que uno de los extremos comenzó a hundirse.

El hecho también fue denunciado por Vilma Ojeda, intendente de San Isidro. La jefa comunal expuso en un diario de la Capital correntina que “en la inundación anterior informé sobre el estado del puente en una reunión con el jefe de la filial de Goya de la Dirección Provincial de Vialidad, ingeniero Luis Romagnoli, y vinieron a ver el lugar. Luego echaron dos camiones de piedra”.

Luego de esto, no hubo otra intervenciòn por lo que remarcó que “se necesita reparar esa arteria, ya que este puente sí estará en peligro real al venir otra inundación”.

El puente está en la zona rural de Banado San Antonio de la jurisdicción de San Isidro, en una calle provincial cercana al arroyo Batel. En caso de que vengan grandes lluvias, la gente podría quedar aislada. Hay muchas personas que usan este acceso, ya que la población rural está acentuada al fondo, aproximadamente a 6 km desde la Ruta Nacional 12”.

Debido a que las lluvias son intensas, ese puente va cediendo y el agua desgasta las bases

Ese puente había sido construido para reemplazar un puente Bailey que instaló el Ejército sobre “un arroyo peligroso, cuando llueve mucho porque se pone hondo y corre muy fuerte el agua”, explicaron los vecinos.

Ignacio Osella, actual intendente de Goya, en la inauguración había prometido que la solución sería definitiva.

Lectores: 1275