Judiciales y Policiales
Crimen en Santo Tomé

Mujer policía mató de siete disparos a un prefecturiano con quien estaba en pareja

Efectivos de la Comisaría Primera de Santo Tomé custodian la vivienda.

Un efectivo de la Prefectura Naval Argentina murió este domingo a la madrugada en la ciudad correntina de Santo Tomé, tras recibir siete disparos por parte de su esposa, una numeraria de la Policía de Corrientes, en el contexto de una pelea intrafamiliar.

La víctima es un Ayudante de Segunda de la Prefectura Naval Argentina, identificado como Raúl Galés de 42 años, quien fue hallado muerto por los efectivos de la Policía Primera de esa ciudad en la vereda de la vivienda donde convivía con su pareja, Carina Cabral, de 32 años, una Cabo de la Policía de Corrientes quien luego fue detenida por el homicidio.

El hecho ocurrió aproximadamente a las 03.30 de este domingo 20 de enero en una vivienda ubicada en la calle Víctor Navajas a la altura del 1200 casi Gervasio Artigas de la ciudad de Santo Tomé, a 390 al Este de la Capital provincial.

Fuentes policiales informaron que el episodio ocurrió después que la pareja mantuvo una fuerte discusión que alertó a los vecinos.

En esas circunstancias, un hombre que habitaría una de las viviendas cercanas se comunicó telefónicamente con el número de emergencias 106 para informar que había escuchado disparos.

Ante la situación, un patrullero de la Comisaría Primera de la localidad asistió al lugar sindicado por el denunciante donde hallaron a la cabo Carina Cabral en la vereda de su casa, en estado de shock, llorando junto al cadáver de su pareja.

En el lugar, la mujer reconoció que minutos antes la pareja tuvo una discusión y como producto de los entredichos ella sacó su arma reglamentaria y percutió varias veces contra el prefecturiano quien habría intentado escapar de la situación, pero en esa huida fue alcanzado por las balas.

En el momento el altercado la hija de ambos, de tres años, no se hallaba en el domicilio. Según dieron a conocer fuentes vinculadas a la investigación la pelea había iniciado en el dormitorio de la pareja donde la mujer inició el ataque.

La hipótesis que sostienen los pesquisa es que el hombre salió de la habitación y se dirigió hacia la de su hija de tres años, donde volvió a ser alcanzado por los proyectiles. Así, herido, atinó a salir de la vivienda y en el trayecto otras balas lo dañaron.

Fueron en total siete disparos los que habría recibido. Durante la inspección a la vivienda los peritos hallaron manchas de sangre y vainas. Algunas de ellas estaban en dormitorio matrimonial, otra en el dormitorio de la hija de la pareja, en el comedor, en el garage, en el hall de ingreso y en la vereda, cerca del cadáver.

En el informe preliminar consta que “los muebles de la casa estaban desordenados, algunos destruidos, y tirados por todos lados”, lo que serviría de indicio para establecer a ciencia cierta cómo ocurrieron los hechos.

El efectivo de la Prefectura Naval había salido de licencia de su puesto de trabajo en la Provincia de Buenos Aires el 2 de enero. Estuvo en su domicilio, junto a su pareja. Debía incorporarse nuevamente al trabajo este lunes 21, y se hallaba en preparativos para emprender el viaje cuando ocurrió la discusión con su cónyuge.

Interviene en el juez subrogante en feria José Carlos Suaid quien ordenó la detención de Carina Cabral y la realización de la autopsia para determinar las causales médicas del fallecimiento de la víctima.

Lectores: 661