Economía y Empresas
Consecuencias de la política económica nacional

Fábrica textil convoca a concurso tras 70 años de producción

Corrientes, Monte Caseros, Bella Vista y Esquina sufren el fuerte embate de la caída de la actividad económica por el cierre de fábricas.

En medio de una crisis por la baja en las ventas y la suba de tarifas de los servicios, una de las empresas textiles más importantes de la provincia anunció que suspenderá toda actividad al finalizar el año, por lo que todos sus empleados corren riesgo de perder sus fuentes laborales.

La situación fue denunciada por el delegado de los trabajadores de la fábrica textil Tipoití, Raúl Esquivel, quien confirmó que la empresa inició un concurso de acreedores y un procedimiento de crisis. Esta situación llevó a que se decida paralizar la actividad.

Los empleados, en tanto, buscan alternativas para afrontar la situación que les afectará desde enero. El sindicalista explicó que “el lunes hubo una reunión en Buenos Aires y el panorama es que a partir de diciembre cortaría la actividad en todo el mes, para la producción”.

Respecto a la situación de los trabajadores, Esquivel expuso que “se pagará el 70 por ciento del salario, y dará el Gobierno nacional 4 mil pesos, retroactivo a agosto y septiembre, y para que la gente no pierda nada las dos primeras cuotas no le van a descontar, serían 8 mil pesos directo al bolsillo”.

Remarcó entonces que “hay una incertidumbre, el 10 de diciembre nos volveríamos a juntar para saber qué puede pasar en enero y febrero”. Y confirmó que “la empresa ya inició un concurso de acreedores y un procedimiento de crisis, ya no es más alerta de crisis, vamos a pasar diciembre y veremos qué pasa”.

La firma Tipoití, ubicada en la capital correntina, lleva 70 años desarrollando la actividad textil y este año sufre una de las crisis más importantes de su historia. 

Es por ello que los administrativos de la empresa pusieron en marcha, a partir 8 de octubre, un esquema de reducción horaria de las jornadas de trabajos. Desde este mes, los empleados fueron afectados por la reducción del 20 y 25 por ciento de  los haberes. 

Esta medida afecta a alrededor de 750 trabajadores que aceptaron la medida para preservar las fuentes de trabajo.

Respecto a la modalidad de trabajo, desde principios de octubre trabajan tres semanas y quedan suspendidos una. Esta paralización derivó en que la firma decida abonar sólo el 70 por ciento de los haberes. En tanto, el sector de mantenimiento trabaja de lunes a viernes y se lo suspende el día sábado.

La firma se suma así a las otras que funcionan en la provincia y que también tuvieron que despedir trabajadores como consecuencia de las políticas económicas nacionales. Una de éstas es Alpargatas, que despidió a casi un centenar de obreros. Ya habían comunicado de 68 obreros, y en el año, ya son 93 empleados que dejaron de trabajar para esa firma.

Desde el sindicato que representa a esos trabajadores explicaron que la firma debió mermar la producción debido a que perdieron más de la mitad de los clientes y se cerraron las posibilidades de exportar el producto. 

Mientras tanto, en la sede textil TN & Platex Monte Caseros anunciaron que darán vacaciones adelantadas y pagarán los haberes de septiembre en dos veces.

Esta situación se suma a la crisis por la que atraviesa la textil de la ciudad de Esquina donde a principios de año cuarenta empleados ffueron despedidos. Otros continúan con actividades reducidas mientras negocian una indemnización para presentar sus renuncias como consecuencia de la suba en los costos de producción y el cierre de mercados.

Lectores: 357

Envianos tu comentario

Nombre:
Correo electrónico :
Comentario: