Política
Crisis

Salen cada vez más casos: Manuel Antonio Sussini fue removido de su cargo por orden de Gustavo Valdés

Manuel Antonio Sussini dejó su cargo y es investigado por la justicia.

Corrientes vuelve a entrar en una nebulosa perturbadora tras darse a conocer la noticia de que un ex senador y diputado provincial, fue denunciado por abuso sexual.

El gobernador Gustavo Valdés decidió remover del cargo de consejero al ex legislador provincial, Manuel Antonio Sussini, sobre quien pesa una orden de detención por estar acusado de los delitos de privación ilegítima de la libertad, abuso sexual gravemente ultrajante, abuso sexual con acceso carnal agravado por la convivencia de menor de 18 años y coacción.

Las denuncias hacen mención a Manuel Antonio Sussini y se lo acusa de los delitos de “privación ilegítima de la libertad, abuso sexual gravemente ultrajante, abuso sexual con acceso carnal agravado por la convivencia de una menor de 18 años y coacción” y separado de su cargo de consejero del gobernador Gustavo Valdés por una medida oficializada a través del decreto 1.765, publicado en el Boletín Oficial correntino, el dirigente enfrenta una investigación aún más severa.

Sussini les pedía a sus “secretarias” que lo masturbaran para ayudarlo a sanar. “Me dijo que tenía problemas de salud y que tenía que hacerse un estudio que consistía en la muestra de su semen. Lo que yo tenía que hacer era ayudarlo a él, masturbándolo, porque con su enfermedad no podía, no se sentía cómodo y conmigo sí, porque tenía confianza. Me insistió varias veces ese día. Le dije que no y me asusté”, contó una víctima en uno de los audios difundidos por los medios correntinos.

En otro documento, se distingue una conversación grabada en secreto por una joven de 21 años con una secretaria privada (su nombre inventado para esta nota es Alejandra) y el acusado, actual presidente del Foro de Corredores de Integración Regional UPN Mercosur y vicepresidente de la Región del NEA UPM Mercosur.

La joven le pregunta si Alejandra “sabe lo de la prepaga”, él le responde que sí y los tres acceden a hablar en absoluta confianza. “Me habló de que ella le estaba haciendo la paja”, dijo la denunciante. “En realidad no es paja”, corrigió él enseguida. “Bueno, que le hacías acabar con la mano -concedió ella para no discutir la definición del acto-. Me pidió que yo haga la segunda etapa porque vos no podías. Le dije que no otra vez y que no me lo vuelva a preguntar porque ya me pidió cinco veces y las cinco veces le dije que no”.

Lectores: 451

Envianos tu comentario

Nombre:
Correo electrónico :
Comentario: