Panorama Político Correntino
La bota opresora del Estado

Ruralistas piden políticas que "apalanquen" los negocios que se generan con las exportaciones

La provincia se sumó al paro del campo, y dijo basta a las trabas impuestas por el Gobierno nacional, con el cese de comercialización en Bella Vista. (Dibujo: NOVA)

El campo alzó la voz esta semana en contra de las políticas nacionales implementadas para el sector, que ya viene, desde hace varios años, en detrimento absoluto de las economías regionales. A tono con el paro que convocó la mesa de enlace a nivel nacional, en Corrientes el malestar del campo se hizo sentir fuerte con un alto acatamiento al cese de comercialización por parte de los productores locales.

Acciones conjuntas que los ruralitas concretaron en la Sociedad Rural de Bella Vista, la ciudad de la naranja, donde fue el epicentro local de la manifestación del sector agropecuario, como respuesta a la situación económica y el faltante de gasoil que afecta seriamente al sector productivo.

Una cuestión que ya se venía plasmando en esta columna, visibilizando la desesperante realidad que atraviesan los productores correntinos por falta de previsibilidad política ante esta situación; ya advertida por los gobernadores del Norte Grande, entre ellos Gustavo Valdés, hace más de tres meses.

El reclamo correntino tuvo la adhesión de referentes de cámaras y gremiales del campo, industria, comercio y servicios de toda la región. En este contexto se presentó un documento firmado por la Coordinadora de Entidades Productivas de Corrientes (CEP), el que se elevó a la mesa de enlace a nivel nacional, con los reclamos puntales de los productores correntinos.

Desde Corrientes pidieron empezar a tener condiciones similares a las que supieron conseguir los competidores, vecinos de la región, en lo referido a: inflación, tipo de cambio, presión fiscal, financiamiento, libertad para comerciar, respeto por la propiedad privada e independencia del Poder Judicial.

Así como también mejorar el abastecimiento del combustible, las retenciones y pidieron la apertura total de las exportaciones, “porque la apertura va a generar ingreso de divisas, esa divisa podría servir para comprar gasoil. Y los funcionarios nos tienen presos. Esos funcionarios no durarían un día en la actividad privada”, sentenció el presidente de la Asociación de Sociedades Rurales, Pablo Sánchez Lago.

“¿Que más hay que esperar? Tenemos que estar todos, para contar a la gente lo que nos pasa. Hay que tomar acciones y estar todos juntos. Las decisiones más importantes de los negocios están afuera, hace falta políticas que apalanquen los negocios”, remarcó.

En esta línea, el senador nacional por el radicalismo Eduardo Vischi tras participar de la jornada y tomar contacto con los productores correntinos remarcó la importancia de “escuchar” el reclamo de los productores.

“Desde el sector nos manifestaron que los problemas se van acumulando con el paso del tiempo, sensación que es compartida por referentes de diferentes cámaras productivas. Muestran una gran preocupación por la situación del país, la que se agravó en el último tiempo”, explicó Vischi.

En esta línea declaró que: “El problema es que cualquier productor del campo sabe que su rubro es a largo plazo. Son procesos que llevan tiempo y están acostumbrados a los avatares climáticos, por ejemplo, pero lo que no pueden entender son los voluntarios, como los políticos en los que se cambian constantemente las reglas de juego. Están cansados de las idas y vueltas”, insistió. También están preocupados por los insumos que se cortaron”, apuntó el senador correntino.

Desde los representantes de las distintas actividades del campo, el comercio, la industria, y los servicios advirtieron que esta problemática es fruto de la impericia en la administración de la cosa pública, que se viene gestando desde hace más de cincuenta años a través de la recurrente aplicación de recetas anacrónicas, e intervencionismos distorsivos, que han contribuido a crear un estado de un tamaño insoportable, inadecuado a la realidad productiva de La Argentina.

Los productores advierten que no existe una solución mágica al problema, pero hacen un llamado a la clase política nacional y sostienen que “es fundamental que todos los partidos políticos, oficialistas y opositores, actúen con la grandeza que la hora reclama, abandonando las estrategias electoralistas, los facilismos, y esforzándose para que en el marco de las instituciones se pueda alcanzar un programa superador, basado en un diagnóstico certero que identifique las cuestiones de fondo que hace años se disimulan, pero no se resuelven”.

Pero... ¿El Estado nacional, está a la altura de las circunstancias para definir políticas sustentables para el campo? Mientras tanto las trabas, que va en detrimento del sector agrario nacional, siguen generando desidia y pobreza crónica en el país.

Lectores: 172

Envianos tu comentario